Kundalini Yoga
la más poderosa de todas las yogas, al alcance de tu mano
CENTRO DE YOGA
¡Gratis!
asiste a una clase muestra
CENTRO DE YOGA

Cásate con un hombre que practique Kundalini Yoga

Por: Ramdesh Kaur

(Después de éxito viral de “Cásate con una mujer que practique Kundalini yoga", una perspectiva desde el otro lado)

Queridas hermanas, tendrán muchas opciones sobre a quién elegir para pasar su vida.  Si yo fuera ustedes, me casaría con un hombre que practique Kundalini Yoga.

Cásate con un hombre que sea fuerte, pero que defina su fuerza por la firmeza de su alma y no por la fuerza de sus puños.  Será físicamente fuerte por la profundidad de su práctica, pero al colocar su fe en los músculos del corazón en lugar de hacerlo en la fuerza de sus bíceps, entenderá su propia fuerza verdadera y será capaz de honrarte por la tuya.

Cásate con un hombre que se levante con la luz de la luna para liberar la oscuridad en él.  Un hombre así es valiente y entiende como postrar su cabeza en respeto a algo más grande que él mismo, incluyendo su amor por ti.  Tendrás que ser honesta contigo, mi hermana, y comprometerte con tu propia práctica también, porque si tú no liberas también la oscuridad en ti, su brillo te asustará y no tendrás la capacidad de creer que esa luz que él irradia también vive en ti.

Cásate con un hombre que le cante a la Diosa, porque él sabrá la canción de tu corazón y será capaz de cantarla por ti en caso de que la olvides.  Necesitarás aprender a escuchar y aceptar los regalos que te hace desde su corazón sin desconfiar. Será más fácil ya que su confianza es ganada.

 

Cásate con un hombre que ha sostenido sus brazos en el aire por horas en el Tantra Yoga Blanco, porque sabrá como sostenerte a ti cuando caigas y no pensará que eres inútil sólo porque pides ayuda.

Cásate con un hombre que esté comprometido a mantener su propia práctica, porque recordará mantener la más grande práctica de todas, el amor.  Un hombre comprometido a amar entenderá cómo entrar en una relación amorosa, y también a cómo dejar amorosamente una si es necesario.

Cásate con un hombre que sepa bañarse con agua fría, porque no tendrá miedo de la vida cuando a veces se ponga fría y dolorosa.  Él sabrá cómo entibiarse a sí mismo desde el interior y luego compartir ese calor contigo.  No temerá el camino frío, y su valentía inspirará la tuya.

Cásate con un hombre que use la meditación para retar su ego, porque entonces no huirá cuando tú lo retes también.  La mujer que camina por esta tierra con fuerza y poder con frecuencia puede retar a los hombres que han olvidado lo que realmente es la fuerza.  Te exhorto a que te cases con un hombre que entienda que el poder real proviene de la maestría del Ser y no de otros.  Un hombre que practica Kundalini Yoga querrá una mujer fuerte como su compañera, porque verá la fuerza de una relación como algo más que la suma de sus partes, y entenderá que la fuerza viene en todas las formas y a veces en forma de fragilidad.

Cásate con un hombre que no tenga miedo mantener el pelo de su cuerpo inalterado, ya sea que lo haga o no, porque te inspirará a también enamorarte de ti misma, y juntos aprenderán a amar conscientemente los cuerpos físicos que sus espíritus han encarnado en esta vida, y el amor que tienen por ustedes mismos será derramado en el amor que tienen el uno por el otro, y su hacer el amor se transformará en una forma de culto.

Encontrarás a este hombre en muchos lugares, sin embargo parecerá que buscas y buscas y no puedes encontrarlo.  Tienes que respirar y relajarte, querida, porque es fácil buscar duro sin observar.  Lo encontrarás escalando en las montañas o esnorqueleando en el mar.  Lo encontrarás en un centro de yoga o lo encontrarás en una oficina.  Lo encontrarás en parques, hospitales y bancos.  Lo encontrarás en cualquier lugar en donde puedas encontrar a un hombre, excepto que su luz será la única cosa que puedas ver.  Sus ojos brillarán como diamantes y habrá una vibración en tu pecho, como la de un cuenco.  No te distraigas por su apariencia externa,  porque deberás aprender a mirar el hombre dentro del cuerpo y el espíritu dentro de la forma.  Tendrás que ayudarlo a verlo también, porque tu visión puede ser más fuerte y será tu trabajo ayudarlo a dar nacimiento a su propia grandeza.

Y un día, mientras vivan esta vida juntos, sus corazones se encenderán en flamas y el amor quemará todo aquello que realmente no exista.  Y en ese momento de fusión sabrás que habrá valido la pena casarte con un hombre que practica Kundalini yoga.

 

Fuente: Spirit Voyage
Traducción: Satguru Singh